Aires de Rigapagina

Ejemplos y modelos de instalación con Amenabar

La importancia de la correcta sujección del sistema de acristalamiento LUMON

Tras un estudio previo realizado en la construcción del edificio Aires de Ripagaina con arquitectos, fabricantes y promotores, se concretó que la manera adecuada para la instalación de las cortinas de cristal fuese la siguiente;

El sistema consta de un perfil superior (con expansor), los cristales templados y el perfil inferior. Ambos perfiles deben estar correctamente sujetos al edificio, para que todos los materiales citados, estén seguros en todo momento, independientemente de los cambios climáticos y el paso de los años.

  • Para no fijar directamente, el perfil superior a las lamas superiores del techo, se colocará una escuadra superior sujeta horizontalmente al hormigón prefabricado, habiéndose estudiado su resistencia con el fabricante del hormigón. Siendo esta pieza exclusivamente diseñada para este tipo de techo con lamas. El falso techo, de esta manera, queda registrable.
  • En cuanto a la sujeción del perfil inferior y su segura y futura garantía, es necesario colocar un soporte, a una altura de 20 cm desde el suelo. Descartando la idea de ponerlo encima del muro y/o el acristalamiento de suelo a techo.
  • Debiéndose a cuatro motivos: 
  1. El fabricante del hormigón no garantiza la resistencia del mismo, si se instala el perfil inferior, encima, ya que los agujeros deben hacerse con menos de 3 cm del borde. Generando así riego de rotura en un futuro.
  1. Si se realiza la plomada desde el punto en el que supuestamente debería ir instalado el perfil inferior (encima del muro), justamente damos con en el hueco de unión de fachada con solera, deshabilitando el soporte superior.
  1. Además de querer fijarlos en el muro, el supuesto desagüe de aguas iría dentro de la fachada produciendo escorrentías en fachada y generando marcas a futuro.
  1. Por otro lado, en el caso de querer acristalamiento de suelo a techo, tampoco sería una buena idea, ya que, se corre el riesgo de dañar la tela asfáltica de la solera inferior.

Por tanto y a modo de conclusión, la única y correcta forma de instalación es  añadiendo la escuadra superior para el perfil superior y fijando el perfil inferior encima del soporte inferior, el cual  quedaría a unos 20 cm, tal y cómo se acordó con la promotora.

Es fundamental conocer los espacios y todos los materiales para que los sistemas tengan una larga vida.

Pin It on Pinterest